Restaurante, bar y música en vivo en Ocaña Barcelona

Ya sabéis que me encanta descubrir restaurantes para que podáis escaparos con vuestras parejas y dejar a los niños en casa (mi post con mis últimas recomendaciones lo podéis leer aquí). En este post, os voy a recomendar el restaurante y bar de cócteles Ocaña. Es un antiguo taller maravilloso donde todas las paredes parecen contarte una historia. Un relato mágico que coincide con su canalla ubicación en la Plaza Real de Barcelona. Una plaza que, como este local, envuelve libertad, bohemia y misterio.

Hace pocos días, nos invitaron a conocer su nueva carta y me quedé maravillada con sus tapas y sus cócteles. De cocina mediterránea, el nuevo chef ejecutivo es Manel Jiménez, que ofrece una carta basada en un producto de calidad y proximidad con guiños a las influencias francesas.

Cocina mediterránea, cócteles, música en vivo, terraza con vistas a la Plaza Real y una decoración de ensueño ¡Ocaña lo tiene todo!

Respecto a los cócteles, la propuesta es de lo más arriesgada y variada. Si no sabes qué escoger, yo te recomiendo su propia versión de la piña colada.

También presentaban su nueva apuesta por la música en directo. Por eso, acompañaba la velada en dress code en rojo (el color que vestíamos los invitados) un grupo de música de jazz. Y es que no hay nada como la buena música en vivo (cubana, flamenca…) para que una sabrosa comida y un buen cóctel sepan mejor. La compañía es lo único que tienes que poner tú.

De la decoración, poco tengo que contaros porque habla por sí sola. Ocaña está ubicado en lo que parece un palacio y que, antiguamente, fue una imprenta o un taller artesanal. La decoración que viste sus paredes es de las “Mil y una noches”.

Ocaña Restaurante. Plaza Real 13-15. Barcelona. Más info aquí.

5 restaurantes de Barcelona para ir con tu pareja o con tus amigas

Seguro que eres una mamá gourmet y siempre estás buscando sitios nuevos especiales. Nosotras también. Llevamos varias semanas probando distintos restaurantes y aquí os recomendamos cinco locales de Barcelona que vale la pena descubrir:

1. L’Arrosseria Xàtiva acaba de cumplir 15 años y, para celebrarlo, los dueños han cambiado el interiorismo de su restaurante de la calle Bordeus 35 del barrio de Les Corts. De decoración muy cálida, este restaurante está especializado en cocina mediterránea y todo tipo de arroces. Está puerta con puerta con Comunitat 33 Club Gastronòmic, otro espacio gastronómico hasta para 60 comensales, que también puedes reservar para eventos privados. ¡No los pierdas de vista! Precio medio: 35 euros.

2. En pleno Passeig Sant Joan 58, Goiko Grill es el templo de las hamburguesas gourmet ¡sanas! El secreto es un producto de primera calidad fresco, natural y sin conservantes. En la carta, encuentras doce variedades y veinte burgers especiales, pero todas de carne de vaca española súper jugosa. Las puedes combinar con unos teques-palitos de queso al estilo venezolano o unos nachos riquísimos. La oferta del restaurante se complementa con unos riquísimos postres caseros. Menú de mediodía, de lunes a viernes, por 11,50 euros.

3. Nuestra tercera propuesta viene con más platos de cocina latina. En concreto, de la peruana, que es una de las gastronomías más ricas del mundo. Se llama Totora, está en la calle Còrsega 235 y es el restaurante de peregrinación para los amantes del buen pescado. Aquí puedes probar navajas, tartar de atún, corvina, pulpo y, por supuesto ¡el mejor ceviche que puedas recordar! El precio medio es de 30-35 euros y al mediodía tienen un menú por 15 euros.

En nuestros restaurantes tienes platos sanos, para que puedas cuidarte también cuando comes fuera de casa

4. Seguimos con recomendaciones de cocinas del mundo. En esta ocasión, de la india. El restaurante Surya Muntaner de la calle Consell de Cent 23 ofrece cocina estilo “Street food” de Mumbai. Aquí puedes maridar las recetas más tradicionales de la cocina india, con las tendencias más cosmopolitas de su capital. Tiene una tranquila terraza para comer fuera y los domingos hay un brunch a un precio de 12,90 euros. Te encantará su decoración desenfadada. Y, por favor, no te vayas del restaurante sin pedir ¡su memorable Rayata con naan!

5. Bobo Pulpín es otro restaurante que te volverá loca si adoras los platos de pescado, sobre todo, los que son a base de pulpo. Aquí encuentras variedades de este molusco marino preparados según recetas de los siete mares. Y, también, todo tipo de tapas de la mejor calidad. La presentación de los platos es espectacular y, la decoración ¡la querrás copiar en tu casa! El precio medio es de 20 euros.

Si quieres conocer otro restaurante, El Mercader de l’Eixample, que ya te recomendamos en otro post, lee aquí.

Cuidar nuestra alimentación, un buen propósito para el Año Nuevo

Hace pocos días, tuve la ocasión de conocer por dentro una fábrica de alimentación. En concreto, visité Splendid Foods, que es la marca que engloba firmas centenarias de embutidos como Can Duran, Casa Sendra o Bofill. La empresa se encuentra en Seva, muy cerca de Vic (Barcelona) y sus dueños, David y Anna, con un matrimonio muy emprendedor y trabajador.

Es poco habitual tener la ocasión de entrar en una fábrica de embutidos donde, por cierto ¡ hace muchísimo frío!

Fueron muy amables recibiéndome junto a un grupo de periodistas de todo el mundo, para mostrarnos -nunca mejor dicho- las entrañas de los embutidos que elaboran: fuet, longaniza y salchichón. Antes de la visita a la fábrica, David nos explicó los cambios que está experimentando la alimentación, según distintos estudios del sector.

Los embutidos de Casa Sendra se elaboran sin colorantes, ni lactosa, ni gluten…

Compramos los alimentos por placer, sabor, conveniencia, salud y hábito, en este orden de mayor a menor importancia

Aunque esté en cuarto lugar, los consumidores cada vez nos preocupamos más por nuestra salud y evitamos la sal, el azúcar o el aceite de palma; así como los ingredientes a los cuales somos o podemos ser alérgicos, como la lactosa y el gluten.

El corte de Jaén, así se llama a esta manera de presentar el embutido como si fuera turrón

De la presentación, me pareció también  muy interesante saber que el 69% de las personas quieren pasar más tiempo con su familia y amigos; el 60% desean tener buena salud física y, el 45%, también emocional; el 27% desea seguir una alimentación sana; el 14% dormir realmente bien, y el 10% contribuir de alguna manera a la sociedad. Son los datos extraídos de un cuestionario en el que se preguntaba a los encuestados cuáles eran sus tres primeras prioridades en la vida.

La verdad es que a mí todas me parecen importantes y es bueno recordarlas ahora que comienza el 2018 y todos tenemos nuevos deseos por cumplir y espero que también, seguir. Yo me he propuesto de nuevo adelgazar, con la ayuda de un coach, como ya os conté en este otro post.

¡Felices deseos, mamás de 40!

Postres típicos de Rusia para Navidad

Esta es una entrevista a Natalia Propavka. Me pareció muy interesante su historia, porque hace postres bellísimos. Llegó a Barcelona hace 17 años, con 21 recién cumplidos. Nunca pensó que se quedaría aquí más de medio año; al menos, esos eran sus planes por aquel entonces. Pero hoy ya tiene 38 años y sigue en la Ciudad Condal. La entrevistamos para conocer un poco más de los postres y dulces rusos, que ella cocina con verdadera pasión, ya que ¡es una artista!

¿Por qué te quedaste a vivir aquí?
Al llegar, entendí que me gustaba lo que estaba viendo. Es más: me enamoré de la gente tan amable, del buen clima y ¡cómo no, de la mejor comida del mundo!

¿Qué dejabas en Rusia?
Dejaba mis estudios de Derecho ya que, por aquel entonces, pensaba que algún día conseguiría ser abogada. A los dos años de estar aquí, conocí a mi marido y llevamos juntos 15 años. Después, vino de nuevo la época de estudios.

Natalia comenzó su pasión por los dulces cuando era una niña y vivía en Rusia

¿Qué estudiaste en Barcelona?
Estudié mucho: primero, turismo que, a su manera, me ayudaron a conocer más este país, su riqueza cultural, costumbres y tradiciones. En algún momento, decidí enfocar mi formación más hacia la gestión empresarial y estudié también un Master en Asesoría fiscal y otro en contabilidad -entre otros.

¿Qué hacías en tu tiempo libre?
En una vida paralela que no tenía nada que ver con todo eso, tenía mi hobby, mi pequeña afición a cocinar cosas dulces.

¿De dónde te vino esa afición?
Creo que mi primera galleta la hice cuando aún tenía 9 años. Me encantaba el proceso: ver cómo diferentes ingredientes, al juntarlos y trabajarlos, se convierten en algo sabroso y apetitoso. Después, aprendí a hacer la típica tarta rusa, la medovik, ya que no hay ningún ruso que no la sepa hacer y aún no he conocido a ninguno a quien no le guste.

¿Cómo se cocina esa tarta típica rusa?
Cada familia tiene su receta, que la guarda celosamente como la joya de la Corona. Hoy en día sigo haciéndola; eso sí, con mis modificaciones (por favor, no le digáis nada a mi madre que, si se entera, me deshereda).

¿Qué otro dulce ruso típico hay?
También hay las galletas rusas, que se llaman pryaniki. Si miramos en los libros, descubrimos que las primeras menciones sobre ellas aparecen hacia el S. IX. Se llamaban “Pan de miel” y las hacían de harina de centeno, zumo de frutas y miel. Pero la miel tenía que ser la mitad de todos los ingredientes.

Las galletas de Natalia con personajes infantiles muy actuales

Si que es histórica esta galleta…
Unos siglos más tarde, les empiezan a añadir otros ingredientes que les llegaban de la India y oriente, como pimienta negra, limón, menta, clavo, jengibre. Y, para darles este característico amarillo, le añadían azúcar convertido en caramelo.

¿En qué ocasiones se cocinan los pryaniki?
Los pryaniki se hacían para bodas y bautizos, como decoraciones para árboles de Navidad, para regalar a invitados de mucho honor… Y, cuanto más grande era y más pesaba, más respeto se mostraba al agradecido.

Según las tradiciones de algunas regiones, se tenía que esperar un año para comer un pryaniki, que te regalaban en Navidad

¿Cómo haces hoy en día estas galletas?
Para mantener la tradición viva, seguimos haciendo galletas con las recetas lo más parecidas a las tradicionales y, por su puesto, las decoramos con la glasa. Y, en estas épocas navideñas, qué puede ser mejor regalo que la galleta hecha como antes.

Nuestra entrevistada tiene una sabrosa afición: cocinar platos muy dulces

¿Te gustaría estudiar cocina?
En octubre de este año, decidí profundizar mis conocimientos de pastelería y creo que he acertado de pleno con mi elección. Creo que con la ayuda de los profesores de la escuela Hofmann llegaré a ser una gran profesional. Y, por cierto ¡la semana que viene empiezo a hacer los turrones!

Sapelly, una coctelería con estilo

Esta semana, hemos tenido ocasión de conocer una nueva coctelería en el corazón del Eixample de Barcelona. Se llama Sapelly y ofrece unos cócteles espectaculares. La dueña de la coctelería es Montse Vila, que pertenece a la tercera generación de restauradores al frente del Bar Nuria, que ya ha cumplido 90 años en la parte alta de la Rambla, frente a la fuente de CanaletasAlessandro Martino, por su parte, es el alquimista de esta coctelería que seguro que te sorprende con sus propuestas y mezclas.

Cada cóctel cuenta una historia, porque responde a cómo estás, dónde estás y con quién. Para que cada sorbo se convierta en una experiencia de principio a fin. Entre las especialidades de Alessandro, destacan los tradicionales Dry Martini y Gin-tonic. Si quieres descubrir creaciones únicas, te recomiendo los cócteles de autor: el Summer Limo, con vodka Ketel One, Yuzu limón japonés, albahaca, sirope de vainilla, limoncello, tónica; el Love Mule, a base de Brockmans gin, zumo de pomelo, sirope de vainilla, bitter de rosas, ginger beer, y El Secreto de Alicia, con Aperol, St. Germain, Gin Martin Miller’s y… ¡Clara de huevo!

El local es auténtico y pequeño, muy estilo inglés. Tiene mesas altas y una barra señorial de madera Sapelly, que es de donde proviene el nombre del local. Esta madera proviene de un árbol del África tropical y tiene un color rojizo que con el tiempo tiende a oscurecerse y que dura mucho tiempo. La coctelería, además, cuenta con una terraza en la calle que abre todo el año.  La decoración recuerda un clásico de la ciudad, la coctelería Jordy´s. Es, desde luego, toda una experiencia.

Sapelly.  c/ Casanovas, 91. Barcelona.

(Fotos: Sapelly)

Beneficios del té Matcha

Hoy os quiero hablar del té de matcha. Me lo recomendó mi amiga Mireia, que empezó a tomarlo en lugar del café y me habló de sus beneficios y la verdad es que me encanta. Yo siempre he sido muy amiga de los tés, he pasado mucho tiempo en Inglaterra y allí fue donde realmente me hice muy fan del té negro y fuerte. Todo se ve diferente con una buena taza de té en la mano, especialmente, ahora que llega el otoño.

He de de reconocer que el té verde, aunque tiene muchos beneficios, nunca me ha gustado mucho su sabor. Cuando probé el té matcha por primera vez, al tener el color tan verde intenso, pensé que el sabor sería muy similar al del té verde, pero la verdad es que es mucho más sabroso.

El té Matcha es originario de Japón  y se consume desde hace 2500 años. Es un té verde diluido y su proceso es mucho más delicado que en cualquier otro té: se muele para obtener un polvo que multiplica los beneficios del té verde.

Una taza de té matcha es como 10 tazas de té verde en contenido de valor nutricional y antioxidantes y es muy popular para la ayuda de pérdida de peso, es un quemador de grasa, aumenta el metabolismo y ayuda a quemar calorías. Eso sí, hemos de tener cuidado porque el alto contenido en cafeína puede hacer que nos suban las pulsaciones. Por lo tanto, no recomiendo tomar muchas tazas al día sino quieres ir más nerviosa de lo habitual. Recomiendo tomarlo por la tarde o a media mañana. A mí siempre me ha gustado tomar el té entre horas, yo jamás tomo café o té después de las 18 horas, sino después, con lo nerviosa que soy, no hay quien duerma. 

Puedes encontrar cookies de té Matcha en Casa Lolea (Born)

Actualmente, no me he encontrado demasiados sitios donde puedas tomar este té (Starbuks, donde he cambiado el té chai  por matcha). Normalmente, lo tomo en casa donde me preparo el que he comprado en una tienda ecológica. He descubierto una heladería donde lo venden en forma de helado, lo he probado varias veces y ¡es muy sabroso! Esta heladería está en Sabadell se llama Maxium y todos los helados son caseros.

Ahora que llega el Otoño os recomiendo té Matcha bien calentito: pura energía y salud.

 

 

 

Comida en el Mercader de l´Eixample

Hoy os quiero explcar la experiencia que tuvimos el pasado martes en el restaurante el Mercader de l´Eixample, donde Rosario y yo nos reunimos para comer, cosa que hacemos menos de lo que deberíamos. Como siempre muchas rísas, nos pusimos al día ya que llevábamos todo el verano prácticamente, desde nuestro encuentro en el Hotel Gallery el pasado Julio sin vernos  físicamente.

 

El mercader de lEixample es un lugar encantador, un restaurante en el cual se  ha respetado la arquitectura original del piso de l’Eixample en el que se ubica el restaurante, tiene una terraza privada es muy bonita y lo que más me sorprende es que han conservado toda la originalidad del edificio.

Con respecto a la carta es todo muy tradicional y promueven el movimiento Slow Food:

“Slow Food es una asociación internacional que se opone a los efectos devastadores de la cultura fast food, que estandariza los gustos y los sabores”. Promueve los beneficios del consumo de alimentos locales, impulsa programas de educación del gusto y trabaja para salvaguardar y promocionar una conciencia pública de las tradiciones culinarias”.

La cocina es abierta y se puede ver desde todos los ángulos, esto siempre me gusta muchísimo ver directamente como cocinan los platos.

Nosotras pedimos platos todos a compartir, desde una ensalada de Bonito a unas croquetas, calamares, verduritas y unos deliciosos postres.

La Crema catalana y helado de chocolate estaban deliciosos. Tengo que destacar que nos trataron muy bien cuidando cada detalle cosa que yo personalmente agradezco muchísmo, y la frescura de sus productos. 

La localización es ideal y como siempre siguiendo las recomendaciones de mi querida amiga y gran periodista Rosario Santa María, una vez más nos quedamos cortas de tiempo y disfrutamos el Mercader de l´Eixample muchísimo, volveremos seguro, un lugar encantador en la Ciudad Condal.

Restaurante Rita Blue, 15 años sin dejar de ir…

Hoy os quería hablar del que es sin duda mi restaurante favorito en Barcelona, Rita Blue,  situado en la Plaça Sant Agustí 3, subiendo la Calle Hospital desde la Rambla queda a unos 5 minutos caminando.

Rita Blue, planta superior
La planta de arriba ambientada colores fuego, muy acogedor

La cocina es una fusión entre comida mexicana y mediterranea, con una gran calidad en sus platos.

Toda mi infancia y luego mi adolescencia la he pasado en el Barri Gotic; he disfrutado saliendo cuando era más joven por la plaza Real, Calle Escudillers, Calle Tallers, siempre estaba por allí. En mi opinión, años atrás, como ahora,  el Barri Gotic como el Born ofrece los lugares más emblemáticos de la ciudad.

Aunque me fui definitivamente de Ciutat Vella hace ya 12 años, siempre que he querido salir a cenar con mis amigas de toda la vida  lo hemos hecho en el Rita Blue; y despúes de una gran cena, hemos ido a tomar algo al Sidecar en Plaza Real y acabar la noche en un club de música electrónica, Macarena en la calle Nou de Sant Francesc.

Sandra Rita Blue
Con mi amiga Mireia cenando el pasado Diciembre en Rita Blue

Rita Blue es un lugar mágico donde puedes tomar un cocktail, cenar, hablar tranquilamente ya que el ambiente es muy agradable. La decoración es maravillosa y el ambiente muy variado justo como a mi me gusta.

La cocina es una fusión entre comida mexicana y mediterranea, con una gran calidad en sus platos. Mi favorito como entrante, son los Tomates verdes fritos y el Humus; de segundo Lomitos de atún al estilo oriental.

Recomiendo el cocktail Margarita Blue de Tequila, yo no bebo actualmente, pero lo he probado en el pasado,  y todas mis amigas que lo han tomado les encanta!

Rita Blue Planta de abajo
Planta de abajo, ideal para grupos

Rita Blue es ideal para celebrar cenas de grupos, de hecho yo ya estoy pensando organizar una cena en Diciembre con todas mis alumnas.

Muy recomendable, y en especial para las mamas de 40.

Vacaciones en Euskadi, las casas de Ea Astei en plena naturaleza

Después de mi parón en mamas de 40 el mes de Julio, ahora Rosario me ha pasado el relevo y hoy os quería hablar de las casas de Ea Astei.

Casa Etxeaundi, la casa Sabai donde estábamos alojados es la parte de arriba.

Las casas de Ea Astei son un conjunto de 5 casas en el corazón de la naturaleza de Euskadi.

  • La casa Sabai
  • La casa Rural Etxeaundi un auténtico caserío vasco.
  • La casa Garaixe o la casita del árbol
  • La casa Vita (primer edificio auto sostenible de Euskadi)
  • La casa rural Okana, una casa de ensueño.

Nosotros estuvimos alojados en la casa Sabai, que era antiguamente en la estructura original del caserío Astei .

Interior de la Casa Sabai

Personalmente las casas que más me sorprendieron fueron la casita del Árbol, ideal para parejas, chiquitita, donde puedes ver todo el bosque y sentirte en plena naturaleza, y la casa Okana es absolutamente alucinante, un espacio moderno de 150 metros totalmente minimalista.

Casa Okana

A mi marido y a mi no nos gusta mucho la playa, ni el calor abrumador, pues hace tiempo que teníamos muchas ganas de conocer realmente las zonas rurales de Euskadi y nos ha sorprendido gratamente.

La temperatura rondaba los 19-22 grados, tuvimos tardes de lluvias preciosas, y las casas de Ea Astei dispone de una zona wellness con sauna y piscina climatizada donde no importaba que estuviera fresquito porque podíamos bañarnos sin problema.

Zona wellnes, con piscina climatizada, sauna y jacuzzi

Mertxe Begiristain, regenta las casas de Ea, es absolutamente encantadora y no deja nada al aire, el detalle y la atención que tuvo con nosotros fue maravillosa.

Tienen un perro que se llama Tintín está algo ciego y un poco sordo, fue un gran amigo de mi hijo Enric en toda la estancia.

Enric y Tintín

Nos divertíamos muchísimo viéndole corretear detrás de los conejos, no se separó de nuestro lado y nos setimos realmente como en casa.

Hay una zona común que es el Txoco, palabra que en Euskera significa “pequeños rincones” y que surgen como lugares de encuentro para celebrar cualquier acontecimiento alrededor de una mesa y buena comida.

Disfrutamos muchísimo de otra zona común que es el Frontón,  nunca había visto un frontón casero, el olor a madera es abrumador y sin duda pasábamos mucho tiempo toda la familia con Tintín incluido jajaja.

Las casas de Ea astei son un lugar precioso, que recomiendo para unas vacaciones tranquilas, con temperaturas agradables, un lugar exclusivo donde disfrutar plenamente de la naturaleza, y dar largos paseos por los jardines privados de las casas o los bosques de alrededor.

Casita del arbol ideal para parejas

Con respecto a los huéspedes vecinos, la mayoría son familias Ingleses, Irlandeses, Americanos, Vascos, (menos los vecinos de la casita del Árbol que es especial para parejas, el nido de amor le llama Mertxe).

Mertxe Begiristain un amor de persona, nos hizo sentir como en casa

Muchas familias vienen del norte en coche hasta Euskadi para surfear y aprovechan para descansar después en este entorno único. De hecho hicimos amistad con una familia inglesa de surferos que venían de Biarritz, fue una gran experiencia.

Esperamos repetir, aunque no sé si el año que viene o el otro ya que el próximo verano nos queremos lanzar a cruzar el charco con Enric, pero volveremos seguro, fue una experiencia para repetir.

De terraza, en el World Trade Center Barcelona

El pasado jueves 29 de junio, acudí a la fiesta del verano del grupo Hotusa. Ya es una tradición asistir y para mí es como el ‘pistoletazo de salida’ a las vacaciones. Se celebra en la terraza “Black Marina” del Eurostars Grand Marina Hotel 5* G.L. que, si no has estado nunca, vale la pena que lo remedies yendo alguna noche a tomar algo: está en pleno World Trade Center Barcelona y tiene unas vistas y una brisa marina maravillosas.

El grupo de música amenizaba la velada con canciones portuguesas

Después de los parlamentos de bienvenida y de la entrega de los premios de Narrativa de Viajes de la cadena hotelera, empezó el cóctel. Lo que más me gusta de la fiesta de Hotusa es que hay distintas paradas de comida y vas picando en la mesa que más te apetece: del sushi, del embutido, de las hamburguesas… Todo está riquísimo y también van pasando los camareros con más tapas mediterráneas.

Uno de los divertidísimos photocalls de la fiesta

Para que aún te sepa mejor la cena, la velada estaba amenizada por un grupo de música que cantaba y tocaba en directo. Este año, el grupo cantaba música portuguesa, que es muy melodiosa. También fue muy divertido porque hubo dos photocalls: uno donde tenías que ponerte complementos divertidos para que te entregaran una polaroid con cuatro ‘disparos’ distintos y otro donde salías al más puro estilo marinero (ver foto). ¡Fue una velada divertidísima!